Nosotrxs

Aprender a amarnos fue nuestro propósito.

Desde que comprendimos que los momentos que vivíamos no iban a regresar algo cambió, y fue cuando decidimos disfrutar cada día como si fuera el último. Que la vida era para vivirla, para disfrutarla, no para gastar la energía que nos había sido prestada en vivir únicamente a través del dolor que nos había marcado. Y así fue como fuimos despertando: aprendiendo a regalarnos momentos de amor cada vez más largos a nosotras mismas y luego al otro. Ésta forma de caminar es la medicina que nos ayudó a sanarnos y que llevamos compartiendo desde 2013. Si te apetece conocernos te esperamos con los brazos y el corazón abiertos.

 

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now